martes, diciembre 12, 2006

La niña de los condones

Eran las once y media de la noche en la víspera de Navidad, nevaba sobre la ciudad de Nueva Cork y por las calles del Bronx caminaba Roxy, con una falda que apenas le cubría las nalgas y una chamarra que no le cubría el frío entre la nieve, sin dinero, sin esperanzas y sólo un paquete de condones en la bolsa.

El tipo que la manejaba le había quitado todo su dinero, le había golpeado hasta el cansancio y abandonado a las afueras de un hotel, 12 horas antes. Las calles estaban despejadas y los pocos clientes potenciales la veían demacrada, madreada y aparte de la neumonía visible, se presumían enfermedades venéreas invisibles.

-Cómpreme un condón- decía, de forma ilusa, Roxy a cuanto señor se topaba en el camino.

Ella sabía que no tenía oportunidad de venderlos porque… ¿Quién en su chingado juicio compraría condones a una puta que parece más muerta que viva? Pero necesitaba el dinero para pagarse algo para comer y al menos una noche en un lugar con un poco de calor.

Al día siguiente un vagabundo, como regalo de navidad, se la cogió usando esa caja de condones (era tan pendejo el tipo que no pudo abrirlos todos sin romperlos). Pero ella ya no estaba ahí, tirada en el piso lleno de nieve y con la piel blanca del frío, sino en un lugar que no existe ni hambre, ni frío, ni familia, ni esperanza, ni amor… ni dinero para comprar todo eso.

Gerson “Tlalocman” Obrajero
http://tlalocman.blogspot.com/

19 comentarios:

coatlicuesbelt dijo...

Orale, con un condon pensaba comprar todo eso? Pues hay que ir a 'Nueva Cork'.

coatlicuesbelt dijo...

esta chido el final, es una buena sorpresa, pero tal vez se podria omitir eso de 'comprado en el supermercado' porque hace que lo demas se sienta un poco forzado, a mi me gusta mas si lo leo empezando desde 'medito sobre mi futuro'.

3rn3st0 dijo...

Crueldad, tristeza, negritud, leo en éste relato lo que he leido en casi todos - no es crítica - pero pareciera que las navidades acá en el blog son del todo negras, frías y sin el calor de los gingles de tv.

Me gusta mucho el relato, el final es por demás detestable, pero de alguna manera posible en la realidad.

Saludos desde Guanare

Junishiro dijo...

inecesariamente cruel.

Garap dijo...

Seh, parece capitulo de Remi.
Está bien escrito, pero la verdad creo que abusaste del elemento "moco".

Juanelo dijo...

a mi le latio, creo que veo un toque bastante cargado por el cine gringo... Roxy, excelente nombre.

Prometeo dijo...

Muy buena adaptación del cuento original. Nomas aguas con la ciudad fictica de nueva corcho.

Disiento con la mayoria, no está TAAAN sangriento, para cosas de a deveras espeluznantes, leanse los ciento veinte dias de Sodoma, a su lado, este cuento es "caperucita roja"

Gerson "Tlalocman" Obrajero dijo...

*Coatlicuesbelt. Al menos si vendía los condonones tedría para una de las tres cosas (Nueva Cork es la onda jejeje).

*Gracias 3rn3sto.

*Sí, muy cruel Junishiro. Creo que nunca había escrito algo así (los que me conocen saben que escribo cosas muy melosas).

*Garap. Creo que de niño me afectó ver esas serie de Remy jejeje

*Roxy es la onda.. lástima que terminó así :(

*Gracais prometeo,le deseo una feliz navidad =)

MArian dijo...

Me gusta tu forma de escribir, pero se me hizo demasiado trágico para cuento navideño. Lindo, pero tanta oscuridad como que me sorprendió.

Libita dijo...

No me gustó del todo, hay elemneto buenos,pero le faltan varias lecturas y lecturas del autor a otras obras...en fin, haciendo y deshaciendo las cosas salen.

Boqueño dijo...

Me parecio melancólico y desesperanzador. La última línea me encanto.

Rapaquiwi dijo...

Me agradó la forma de narrarlo, aunque no soy muy adepto a la tragedia y al humor negro (como lo de "regalo de navidad" del vagabundo).
Pero que diablos, si el cuento original es igual de cruel e incluso peor porque en ese la víctima es una niñita.
No obstante me parece que le faltó imaginación a la zorrita del cuento. Me explico: si esa ciudad es una alegoría de Nueva York (como el nombre y la nieve parecen suponerlo) entonces no faltan ahí lugares para "homeless" y demás desafortunados donde pasar una navidad por lo menos con algo de calor.

Luis Luna dijo...

Hola, llevaba varios dias intentando comentar y blogger no me dejaba.

Me gustó tu cuento. Me gustó que con tus frases calculadas creas un ambiente bastante intenso.

Digo, nadie nos dijo que este ejercicio debía de ser bonito... ¿verdad?

Gerson "Tlalocman" Obrajero dijo...

*Gracias Marian. La neta no lo veo tan oscuro, hay cosas que me han dejado con la boca abierta, pero es cuestión de perspectiva.

*Te digo una cosa libita?:) No soy muy afecto a leer cosas como las que escribí. Quizá es momento de echarle un ojo a eso... me recomiendas algo? =)

*Está bien chingón tu comentario Rapaquiwi. Tú sí te has leído el cuento del hans christian andersen y es muy cruel... creo que es más deprimente que le pase una niña que una puta. Gracias!!! =)

*Luis Luna. Gracias por tus comentarios... en especial eso de "frases calculadas". Suena bien =)

Paii dijo...

Creo que al último enunciado le falta concordancia... o estoy medio bruta? je :)

Gerson "Tlalocman" Obrajero dijo...

cuál?... el del dinero? =)

Yo creo que no... quién sabe :P

l i l i t h dijo...

Walt Disney fue el que nos acostumbró a los cuentos lindos con finales felices, la mayoría de los clásicos en sus versiones originales, (de hace algunos siglos) son así, verdaderamente crueles. Has leído Diablo Guardián de Xavier Velazco? me lo recordó enseguida.
Lo de la concordancia puede ser por aquello de que se describe cómo está el piso y luego se vuelve a ella al describir su piel.
Tu cuento me dejó fría.

Gerson "Tlalocman" Obrajero dijo...

Es mi libro favorito, de hecho tan fanático me volví que escribí un fanfic de una continuación de la historia.

Gracias por tus comentarios. =)

Comentarista dijo...

Este es un cuento demasiado explicativo. Le diria al autor, get a life, deja que la narracion se mueva por si misma, y dejate de pendejadas y abusos al lector.